lunes, 6 de febrero de 2017

GREEN ZONE: DISTRITO PROTEGIDO (2008, -Paul Greengrass)

Correcta película, casi siempre entretenida pero que nunca me llega a entusiasmar. Tiene dos fallos que hacen de ella un film menor dentro de la carrera de Greengrass. El primero es que parte de un guión de Brian Helgeland que aparenta ser mucho más complejo de lo que es, cuando en realidad contienen muchos maniqueismos, traza los personajes y las situaciones de un plumazo, cayendo en bastantes tópicos: Lo de siempre, individualismo contra intereses oscuros y Damon de buen soldadito americano con conciencia. El segundo fallo es consecuencia de este guión desdibujado: Una puesta en escena que repite por enésima vez su estilo de rodaje en continuo movimiento, un abuso excesivo de cámara a hombro pretende crear una tensión y una intriga que tarda mucho -demasiado- en aparecer, y que tan solo funciona de manera notable en los últimos treinta minutos

No hay comentarios:

Publicar un comentario