miércoles, 15 de enero de 2014

THE TWILIGHT ZONE: THE LONG MORROW (135) (1963, -Robert Florey)

Uno de los capítulos más románticos, poéticos y amargos de la serie y en cualquier caso una obra maestra en si mismo, con la que Robert Florey volvía a dirigir su cuarto episodio. Historia de un amor sacrificado en el tiempo y en el espacio, su final que deja el corazón en un puño no deja de ser una ironia del destino inpiradísima. Brutal

No hay comentarios:

Publicar un comentario