viernes, 15 de febrero de 2013

PANORAMA PARA MATAR (A View To A Kill, 1985 -John Glen)

Una digna despedida y la última aparición de Roger Moore en su encarnación de James Bond 007 para un film por lo general bien hilvanado, que el paso de los años deja en buen lugar gracias a su hábil combinación de la habitual fórmula acción e intriga (aquí un plan para destruir Silicon Valley por el malvado encarnado por Christopher Walken) y la realización competente de John Glen . Tiene algo de fin de fiesta y marca todo lo bueno y todo lo malo de la etapa pero le falta una cierta frescura: Probablemente porque Moore era demasiado mayor y tanto su relación con las protagonistas femeninas como las escenas de acción (repletas de dobles) son algo impostadas...Aunque todo queda compensado con la prestancia del actor, claramente irónico y menos cómico que nunca, consciente de su conclusión en la saga

No hay comentarios:

Publicar un comentario