jueves, 11 de agosto de 2016

VAMPIROS (Vampires, 1999 -John Carpenter)

Una de las grandes obras maestras de su director, que aquí confirmó su feliz recuperación (y en plena forma) para el género iniciada ya años antes. La película, en una original mixtura de film de vampiros tradicional y ambientación de western contemporáneo es un fascinante relato sin tiempos muertos -probablemente el film más personal de su carrera a nivel de fondo y forma- en el que el director se permite el lujo de montar un festival de violencia sin concesiones, muy buenas set pieces de suspense y acción, algún susto del gato...Y un evidente amor por el género que se refleja en el ambiente, la atmósfera y el ritmo, también ese dominio de los espacios y las composiciones visuales, con el que rueda cada uno de los planos... Por no citar también una de sus mejores bandas sonoras y un protagonista principal -el macarra cazavampiros Jack Crown- que encarna con entusiasmo encomiable el gran James Woods- Divertida y memorable

No hay comentarios:

Publicar un comentario