martes, 27 de septiembre de 2011

EL SALARIO DE LA VIOLENCIA (Gunman´s Walk, 1958 -Phil Karlson)

Una de las cumbres de su director, el finado Phil Karlson, aquí narrando con precisión matemática, sentido del ritmo impecable y una garra notable un western repleto de recovejos psicológicos e incluso consonancias bíblicas. Un padre (Van Heflin) intentado a todas luces salvar la reputación de un hijo descarriado (acertado Tab Hunter como joven malcriado, racista y violento) al que por un lado admira y por el otro teme. Muy logrado a todos los niveles, supone uno de los más interesantes ejemplos del género en la década de los 50 al saber equilibrar con naturalidad, épica, violencia y drama

No hay comentarios:

Publicar un comentario